Blog

NEURON

Actualmente la meditación y el entrenamiento en la atención consciente es uno de los pilares en el cuidado de la salud mental. Miles de profesionistas la recomiendan, practican y se hacen constantemente estudios que continuan avalando sus valiosos efectos en el bienestar.


Y eso suena muy bien...pero, ¿cómo empezar? a decir verdad la situación actual y la ya riesgosa situación económica de México no siempre permite cubrir sesiones con algún experto. Aunque es cierto que la mayoría de las personas se comienzan a ver interesadas en el cuidado de su salud este limitado acceso lejos de motivar a las personas en buscar vías para incrementar sus ingresos parece que nos genera mayor preocupación sobre un servicio en ocasiones difícil o imposible de cubrir.

Para nuestra fortuna (al menos en esto) estamos en el 2020, las apps juegan un papel crucial en nuestro día a día, desde el manejo de nuestra cuenta bancaria, hasta la planeación de nuestro día se encuentra al alcance del celular. Junto con esto aparecen las alternativas para cuidar la salud mental de formas prácticas.

La fortuna es que ya varios estudios han demostrado la utilidad de las aplicaciones que guían a los usuarios en mindfullness para el control del estrés, ansiedad y otras condiciones (estrés postraumático, depresión etc).


Te dejo acá las 3 Apps para hacer Mindfullness desde tu celular con mejores reseñas y mejor guiadas.


Calm

Es todo un fenómeno en Estados Unidos, tiene una creciente cantidad de usuarios y de regular obtiene muy buenas reseñas, el diseño es increíble, puedes modificar el fondo del panel de control según ruidos e imágenes que te hagan sentir mejor (bosques, fogatas, ciudades etc.) quizás su inconveniente es que no explica demasiado qué es el mindfullness, va directo a la práctica lo cual la hace bastante ágil pero podrías sentirte un poco decepcionado de no recibir más información, aunque esto complementado con un poco de búsqueda podría iniciarte bien en esta práctica.


Headspace

De las más sólidas propuestas actualmente, tiene un diseño bastante intuitivo, las grabaciones son excelentes, existen varios expertos detrás de que la experiencia sea casi igual a la de un profesionista guiándote, para algunos aspectos deberás de pagar adicional sin embargo estas cuotas no se acercan ni remotamente a lo que un entrenador experto podría cobrar (y con justa razón no es fácil formarse en Mindfullness). Es una excelente aproximación y te permite elegir algún área donde quisieras mejorar (trabajo, ansiedad, ejercicio etc).


Medita con Petit Bambou

Resulta un poco más simple en cuanto al diseño, no genera en primera vista la sensación de simpleza de sus otros 2 competencias, sin embargo es mucho más gráfico cuando se trata de enseñarte tu progreso, tiene una opción para mejorar el sueño y durante todo tu avance te guía explicándote qué es el mindfullness de modo que es más probable que quedes satisfecho del proceso de aprendizaje.


La tecnología facilita de muchas formas nuestra vida y el cuidado de la salud y bienestar no se queda atrás, seguramente irán apareciendo más propuestas. Es un hecho que una app no remplaza a un experto formado con una planeación personalizada, por más que estas tecnologías intenten personalizar la experiencia, hay un valor inalcanzable en el proceso de comprensión de las personas.

Mi recomendación es que inicies el cuidado de tu salud por alguno de estos medios y en cuanto tengas mayor posibilidad dar el salto a un profesional, hará que toda la experiencia de cuidado sea más integral.


Dr Octavio Gascón

Médico Especialista en Salud Mental y Psicología Médica

Referencias:

Huberty, J., Green, J., Glissmann, C., Larkey, L., Puzia, M., & Lee, C. (2019). Efficacy of the Mindfulness Meditation Mobile App “Calm” to Reduce Stress Among College Students: Randomized Controlled Trial.JMIR mHealth and uHealth,7(6), e14273.


Walsh, K. M., Saab, B. J., & Farb, N. A. (2019). Effects of a Mindfulness Meditation App on Subjective Well-Being: Active Randomized Controlled Trial and Experience Sampling Study.JMIR Mental Health,6(1), e10844. https://doi.org/10.2196/10844


Quizás llevas días pensando en, ¿qué fue lo que el granjero perdió primero o en qué abrió primero la mujer que fue a la nevera?

Durante este periodo de cuarentena han aparecido al menos 10 acertijos que recorren de manera viral la web, para algunas personas ha resultando increíblemente difícil dar respuesta mientras que para otras parecen más chistes.


La psicología cognitiva tiene una explicación para este efecto, "las ilusiones semánticas", en algunos estudios en los que se analiza la manera en que procesamos la información se ha identificado que el cerebro tiende a omitir palabras clave que resultan cruciales para comprender textos, por ejemplo: en un estudio sobre procesamiento de información se preguntó a un grupo de personas:"¿Puede un hombre casarse con la hermana de su viuda?" se encuestó a un grupo de personas que de inmediato respondieron "Sí", (Aunque sería extraño para la hermana casarse con un hombre muerto), este fenómeno es fisiológico y aunque al ser natural no tendría nada de malo, el Dr Harmut Leuthold afirma que se puede mitigar este efecto.


"resaltando las palabra más importantes, por ejemplo en un noticiero para que el espectador no las omita debido a la ilusión semántica."

Sin duda tener en cuenta este efecto cuando se redacta alguna noticia podría mejorar la manera en la que comprendemos y procesamos la información disminuyendo los sesgos de percepción (tomar en cuenta de mayor manera algún elemento) y los sesgos de interpretación (concluir de manera apresurada algo sin información suficiente).


Aunque sin duda le quitaría lo divertido a los acertijos que tantas frustraciones nos han traído durante la cuarentena...


Referencia:

Stenberg, G., Lindgren, M., Johansson, M., Olsson, A., & Rosén, I. (2000). Semantic processing without conscious identification: Evidence from event-related potentials.Journal of Experimental Psychology: Learning, Memory, and Cognition,26(4), 973-1004. https://doi.org/10.1037/0278-7393.26.4.973

Dr Octavio Gascón Enriquez

Médico Especialista en Salud Mental

La contingencia sanitaria nos ha traído más que hospitales abarrotados y farmacéuticas desesperadas por una vacuna.

A lo largo del desarrollo de la actual situación con el COVID-19 han aparecido un sin numero de expertos generando recomendaciones del cuidado físico y mental. Aunado a esto, se ha vuelto significativa la salud mental durante los periodos de cuarentena en más de 15 países, teniendo un resultado positivo en términos de qué tan visible y necesaria es esta área de la salud.


Al día de hoy se registran al rededor de 2.494.915 casos (https://coronavirus.jhu.edu/map.html) según el centro de recursos del hospital Johns Hopkings.


Sin duda las recomendaciones en salud mental se han tornado imprescindibles: mantener el contacto social, seguir una rutina estructurada de actividades en casa, promover el autocuidado a través de una alimentación saludable, la actividad física y las técnicas de respiración y meditación. Es un hecho que estas medidas representan un antes y un después en cómo las personas afrontan el aislamiento. Ya antes habíamos vivido en el 2009 un confinamiento sanitario debido al H1N1, sin embargo me he preguntado, además de la extensión y aspectos biológicos del virus actual, ¿qué hace tan distinta esta situación? ¿darme cuenta de mi identidad millenial? es posible que la respuesta a estas dos preguntas orbite sobre los procesos de comunicación instantáneos. Un mundo con agilidad de comunicación de microsegundos nos conecta más pero nos vuelve más susceptibles al miedo en masa.


El pánico colectivo, fenómeno también vigente y mencionado ya por expertos en el área implica una suerte de síntomas, conductas y emociones experimentadas por un grupo cohesionado de personas sometidas a un estrés común. ¡Es claro que eso es lo que vivimos! ¿Qué más hacer?


El manejo de la salud mental implica la regulación de nuestras emociones con la finalidad de no caer en conductas que puedan afectarnos más, emocional y cognitivamente (estilos de pensamiento). La teoría cognitivo conductal de la psicología y comportamiento humano ha desarrollado algunas pautas importantes que podríamos aplicar a nuestra ya conocida rutina de mantenimiento de la salud mental durante el aislamiento.


Te dejamos 5 pautas que no puedes dejar atrás en el cuidado de tus pensamientos y emociones.


¿Que emoción experimentas? y del 1a al 100 ¿qué tan intensa es?

Existen emociones primarias y secundarias, aquí un recurso para que identifiques mejor tus emociones, estas son respuestas naturales de tu cuerpo, no son ni buenas ni malas, sólo son.

¿Cuál es el pensamiento que atraviesa tu mente cuando lees noticias sobre COVID-19? y del 1 al 100 ¿qué tanto piensas que es cierto tu pensamiento?

Una recomendación es disminuir el tiempo que estás expuesto a información sobre la situación actual. Identificar tu pensamiento asociado brida información clara sobre la forma en que estamos interpretando la información y nos permite decidir mejor a qué prestar atención.

¿Qué nivel de riesgo le estás dando a la amenaza? ¿qué tan grave o probable resulta para ti?

Ajustado al nivel de riesgo que percibimos en las amenazas nuestro sistema de activación de la ansiedad se enciende, considera que la ansiedad es sólo una respuesta o llamado a la acción de nuestro cuerpo. No es mala y de hecho nos protege en muchos escenarios.

¿Estás identificando correctamente recursos y herramientas para afrontar esta amenaza?

Nuestro cerebro es un experto en identificar amenazas (¡y que bueno, de otro modo nunca actuaríamos), pero no siempre recursos. Un ejemplo de recursos para afrontar la situación efectivamente es la conexión social, nuestros familiares y amigos, mantener la rutina que solías tener, el autocuidado que contempla la actividad física, alimentación saludable etc.

Identificar recursos (sí, incluso sólo recordarlos) es la clave para disminuir el estado de alerta activado por la evaluación del riesgo.

¿Que acciones te están manteniendo preocupado?

Un elemento importante que no debes perder de vista son tus acciones, sin darnos demasiada cuenta nuestras conductas buscan mantenernos a salvo momentáneamente pero a largo plazo mantienen la ansiedad. Un ejemplo es el consumo de alcohol, tabaco y otras drogas para relajarnos inmediatamente, ¡claro que disminuyen la ansiedad! pero... ¿a largo plazo la mejoran?

Estas preguntas permiten que el proceso cognoscitivo (estructura de nuestros pensamientos) se mantenga a flote y facilita identificar el sentido que le damos a las noticias que leemos.


Recuerda que la salud mental se encuentra en gran parte en la flexibilidad de nuestra forma de pensar, en la actual situación imprescindible para el afrontamiento.

Por:

Octavio Gascón

Médico Especialista en Salud Mental

Referencias:

1. Hospital john hopkins, J.H.H. (2020). Https://coronavirusjhuedu. Retrieved 21 April, 2020, from https://coronavirus.jhu.edu/data/new-cases

2. Evelyn behara sarah , E.B.S.(2012).Concreteness of Positive, Negative, and Neutral Repetitive Thinking About the Future.Behavior Therapy,43(2),300-312.

3. Evelynbehar, E.B.(2009).Current theoretical models of generalized anxiety disorder (GAD): Conceptual review and treatment implications.Journal of Anxiety Disorders,23(8),1011-1023.

Go back and ed


CONSULTORIOS:

  • Satélite Naucalpan; Edo. México. (Suspensión COVID)

  • Col. Roma Norte, CDMX
    (Suspensión COVID)

  • Insurgentes, CDMX
    (Suspensión COVID)

  • Virtual, Toda la república.

Información/Ayuda:

Info. 55530293357

Horarios:

Lunes-Viernes   9:00am-9:00pm
Sábado              9:00am-5:00pm

  • Facebook - Gris Círculo
  • Twitter - Gris Círculo
  • Instagram - Gris Círculo

© 2018 Clínica Athva de Depresión y Ansiedad