La flojera explica parcialmente por qué creemos noticias falsas

Resulta toda una controversia que existan titulares de noticias descaradamente falsos en redes sociales y las personas de cualquier modo llegamos a creer en ellos,

Algunos estudios de las analíticas de Facebook han identificado que existe un mayor engagement (preferencia de las personas a cierta información) en noticias falsas que en sus contrapartes verídicas.

Este fenómeno es crucial cuando se trata de mantenernos informados ante situaciones sociales como el actual COVID-19, campañas políticas y otros sucesos similares.


Hace algunos días leía un post en el que realmente indignado el autor comentaba que, "las playas de Aguascalientes se encontraban abarrotadas a pesar de las normas de distancia establecidas de protección ante el COVID-19" (para quienes nos leen de otros países es necesario mencionar que en el estado de Aguascalientes en México no hay playa), y me pareció interesante ver como muchas personas se enganchaban en una pequeña ola de furia derivada de la noticia.

Pero ¿qué es lo que hace que personas bastante inteligentes puedan fácilmente caer en una noticia falsa? Es común encontrar personas que ferozmente defienden determinadas posturas políticas alineadas con su sistema de creencias, creando actitudes positivas o negativas hacia cierta información.


Este proceso suele ser explicado por el razonamiento motivado hacia cierta información, se ha concluido que el desarrollo de esto está dado por un proceso llamado reflejo cognitivo, de modo que las personas suelen empatizar más fácilmente con información congruente con su sistema de creencias (información que guardamos acerca de lo que creemos de los demás, del mundo, de nosotros, etc). Sin embargo un estudio realizado en la Universidad Yale en Estados Unidos publicado en la revista Cognitive (sí, me encantan sus estudios) encontró que algunas personas pueden estar predispuestas a creer ciertas noticias, no por sus titulares, sino por una falta de pensamiento analítico, es decir a las personas puede darnos un poco de pereza pensar las cosas de forma alternativa y limitarnos a creer su contenido ciegamente.

Esto puede explicar al menos parte de por qué noticias que simplemente no se alinean a ninguna ideología son aceptadas como verdades.

El modo en que procesamos la información influye en las emociones que experimentamos, parecería que esa furia desatada por alguna noticia falsa que vemos en redes sociales está vinculada con nuestra pereza.


El anterior estudio explica al menos parte de este fenómeno, aunque se requieren estudios que profundicen sobre otras preguntas como ¿existe una relación entre esta pereza en el análisis de la información y el sistema de creencias de las personas? o ¿influye el tiempo en la forma en que procesamos la información?

Quizás tome aún tiempo descubrir más razones por las cuales las personas nos dejamos llevar por ciertas noticias, aunque sin duda resulta interesante que nuestra pereza se encuentre relacionada.


Octavio Gascón Enriquez

Médico Especialista en Salud Mental

Referencia:

Pennycook, G., & Rand, D. G. (2019). Lazy, not biased: Susceptibility to partisan fake news is better explained by lack of reasoning than by motivated reasoning.Cognition,188, 39-50. https://doi.org/10.1016/j.cognition.2018.06.011